Technotes 20: beneficios económicos de los robots en los procesos logísticos

0

La creciente demanda de comercio electrónico impulsa el auge de los robots en los procesos logísticos. La flexibilidad de las soluciones y la diversidad de diseños están mejorando la eficiencia y resolviendo la falta de mano de obra en los almacenes destinados al comercio electrónico y a otras actividades logísticas en todo el mundo.

Descargue el documento completo en PDF aquí.

Robots para logística

Beneficios económicos de los robots en almacenes y logística

Los robots permiten optimizar el espacio en los costosos almacenes y pueden reducir la necesidad de nuevos centros dedicados a la preparación de pedidos. Si bien se están construyendo nuevos centros, estos proyectos se basan en robots y otros tipos de automatización.

Los sistemas robóticos móviles también ofrecen ventajas en cuanto a flexibilidad. Los proveedores de robots permiten añadir o eliminar otros robots a la flota dependiendo de las necesidades operativas. Estos sistemas facilitan y agilizan la reconfiguración de flujos de trabajo por completo, así como de las operaciones si cambian las líneas de producto o los principales requisitos operativos. Esta ventaja es muy importante en un mercado imprevisible y dinámico como el comercio electrónico.

Los avances en inteligencia artificial, aprendizaje automático avanzado y mecánica robótica aumentan las prestaciones de los robots. Además, los avances en las capacidades de manipulación permiten recoger y colocar una mayor variedad de productos dentro de las operaciones de preparación de pedidos.

Elementos primordiales en almacenes de última generación

Los robots destinados a la preparación de pedidos (picking), los sistemas de control, las estaciones de clasificación (sorting), los robots móviles, los vehículos de guiado automático y otros sistemas automatizados son elementos primordiales dentro de los sistemas de almacén de última generación. No obstante, todavía se observa un elevado porcentaje de almacenes que tratan de cubrir las exigencias del comercio electrónico con trabajadores humanos. Esto significa que aún no conocen las ventajas que ofrece la incorporación de robots o bien sus almacenes no están diseñados para ser automatizados, o quizás su readaptación tiene un coste prohibitivo. Otras instalaciones se encuentran en una fase inicial de automatización y aún tienen que superar las primeras etapas.

El informe de ABI reconoce los inconvenientes de tipo económico, al igual que los propios fabricantes de robots. Lo habitual es que los fabricantes, así como los integradores, se reúnan con los responsables de los almacenes para asegurarse de que la implementación sea correcta y sencilla, así como para que el usuario obtenga el máximo beneficio de la unidad o unidades instaladas. La esperanza para los proveedores de robots es que como resultado de todo ello el cliente no solo adquiera más robots sino que las noticias sobre los beneficios logrados se extiendan a otros almacenes.

También se espera que desciendan los precios de los robots, según ARK Investment Management, que prevé una caída del orden del 65% en 2025 en los costes de los robots industriales (fijos y móviles). Junto con los avances que
experimentarán el aprendizaje automático y la visión artificial, este descenso de costes está llamado a marcar un punto de inflexión para la demanda de robots a medida que se introducen en nuevos sectores y aplicaciones.

Precios flexibles

Con el objetivo puesto en facilitar aún más la superación de los obstáculos de tipo económico que supone incorporar automatización, varios suministradores de robots ofrecen modalidades de precios flexibles. Los modelos de “robótica como servicio” o RaaS (robotics-as-a-service) permiten a las empresas eliminar los elevados gastos en capital por unos costes operativos más asequibles. Dichos costes son directamente proporcionales al consumo de tecnologías o servicios, logrando así que los sistemas robóticos resulten asequibles para el segmento medio del mercado y fomentando su adopción. “Al bajar las barreras para la adopción de robots en los almacenes, los proveedores introducen cambios radicales en toda la cadena de valor logística”, explicó Finill. “Si la automatización avanzada está al alcance de las empresas medianas dedicadas al comercio electrónico minorista, estarán en condiciones de plantar cara a las grandes empresas que dominan el mercado y podrán asumir las operaciones de preparación de pedidos, cambiando así la relación habitual entre comercios minoristas y 3PL”.
Más información sobre las soluciones robóticas para procesos logísticos Geek+ distribuidos en España por LYL INGENIERÍA, aquí.

Compartir.

Comentarios están cerrados.